“Cuando el agua bendice nuestra tierra…”

Hay vecinos residentes en nuestras comunidades guamense que no esperan como Tranquilino, personaje de dibujos animados de la década del 60 cubano que el maná caiga del cielo y Orestes Torné Corrales es uno de ellos.

No detiene su sacrificio productivo y por estos días en el que las lluvias dejadas por Isaías le han beneficiado, sigue entusiasmado en el surco con sus plátanos, cocoteros, yucas y quimbombó, ahora más que nunca.

Siente con amor y beneplácito esta aguas caídas en el territorio en la última semana sobre sus cultivos, los mira mientras esta casa radial le toma alguna algunas fotografías, se regocija con él y recuerda aquella popular frase martiana de que si el hombre sirve la tierra es también agradecida y sirve.

Visitantes:101

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *