Cobertura total garantizada en medio de la serranía.

Una de las serias amenazas que enfrentan los vecinos del santiaguero municipio de Guamá lo constituyen las llamadas zonas de silencio como resultado de lo difícil que se hacen las comunicaciones, dado a que la geografía de este lugar es prominentemente montañoso y las ondas para la trasmisión de señal encuentran importantes barreras en su desplazamiento. Es entonces vital la labor de los llamados radioaficionados quienes siempre para circunstancias emergentes auxilian con sus servicios las demandas de los lugareños y así mantenerse informados en medio de contingencias naturales o de otras índoles.

Ahora que el país asume con responsabilidad realizar las votaciones para elegir a los delegados del Poder Popular que conformarán la Asamblea Municipal, ese acto democrático ya tiene asegurado que desde cualquier punto geográfico, por muy difícil sea su acceso, se brinde información inmediata de la marcha de estos comicios previsto para el veinte y siete de noviembre.

Ya desde este veinte y cuatro del mes corriente suben hacia estas inmediaciones de la Sierra Maestra todos los radioaficionados que, recursos en manos, los ponen a prueba para dejar acuse de recibo de la cobertura total.

A Asdrubal Barcena lo vemos subiendo con antena y trasmisor en mano hacia la intrincada zona de Caimanes. El comentó que en las pasadas elecciones varios días de nublazón no le permitieron a su batería alcanzar la energía necesaria y, dada esa experiencia vivida, esta vez espera no haya margen al error.
Las gracias a los radioaficionados en Guamá por su decisivo aporte.

Visitantes:215

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *