José Manuel Rosales Díaz les escribe a los enemigos en las redes.

José Manuel Rosales Díaz es un trabajador del Hotel Sierra Mar en este santiaguero municipio de Guamá que manifiesta a través de la poesía su repudio a quienes tratan de minimizar a través de las redes sociales el esfuerzo del pueblo y gobierno cubanos en su férrea lucha contra las limitaciones que ha impuesto el bloqueo de los Estados Unidos a este pequeño país del Caribe.
Con su propia voz lo hizo llegar a través de la frecuencia de la emisora Radio Coral.


«Los que buscan nuevos empleos entre las redes sociales, que escriban también a Biden para que nos quite el bloqueo.
Ahora está muy a la moda y por las redes critican, lástima no publican lo tanto que se labora.
Esta gente tan mezquina, incrédula y tan ingrata, usó siempre alpargatas, ahora quiere ser muy fina.
El cubano sí domina al impacto del bloqueo y sin andar con rodeos puede explicar su doctrina.
Dejen de ser tan sumisos apoyando al enemigo, si el pueblo todo es testigo de sus sueños enfermizos.
A mi juicio lo que toca es ponernos a trabajar y tratar de minimizar los daños que esto provoca.
Hay que ver qué va a pasar cuando llegue «La Soberana», si la aceptan o reclaman que venga de otro lugar.
Seguro nadie difama de esta acción tan humanista, reconozcan las conquistas de nuestra Cuba martiana.
El Estado no descuida, para nada la defensa, marcha con su pueblo al lado y no deja desamparado ni al bueno ni al sinvergüenza.
Hay quienes no quieren ver que el país se fortalece, a mi  lógica parece que no nos quieren creer.
Acaben con el mareo y dejen ya la pamplina, no se dejen caer encima ese macabro deseo.
No le podemos fallar ni a la historia ni al comandante, demos pasos de gigantes que nadie nos va a salvar.
Seamos siempre optimistas, defendamos nuestra razón. ¡Viva la Revolución y el Partido Comunista!


Con esta creación poética, José Manuel Rosales Díaz, fija posición ideológica ante las serias amenazas que se ciernen contra Cuba y no deja espacio a su convicción de defender la Revolución. Expresó además que como militante del Partido Comunista de Cuba y verdadero revolucionario no debe quedarse tranquilo ante el incremento de propagandas enemigas contra su país. Son momentos de cerrar filas contra los que se empeñan en destruir esta humana sociedad que construimos con sacrificio.

Visitantes:77

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *