La otra batalla por la vida.

Mientras una parte del colectivo de la salud del país enfrenta la pandemia de la Covid-19, otra parte lucha también por mantener los servicios de la salud y con calidad.

En Guamá aunque no existen casos de esa pandemia hay un colectivo que día a día hace todo lo posible para atender a los pacientes enfermos y en muchos casos dar la vida, y se dice “dar la vida”, porque la espera de un riñón para un paciente que recibe los servicios de hemodiálisis lo hace tener que responder  semanalmente a un tratamiento altamente especializado.

Esta es una atención extremadamente humana y ese colectivo  hace lo imposible para alargar la vida de esos pacientes que no les llega el ansiado órgano vital (riñón), y mientras esperan, pasan la mayor parte del tiempo con médicos y enfermeras del hospital Giraldo Aponte Fonseca de Chivirico, en este municipio santiaguero de Guamá.

Este servicio de hemodiálisis se realiza aquí desde hace varios años, pues antes los pacientes eran  llevados a Santiago de Cuba tres veces a la semana a recibir la atención médica y viajar más de 150 km entre la ida y el regreso hasta Chivirico y otros que tenían que continuar camino otro tanto igual, de manera  se hacía muy deprimente ya que los pacientes sufrían mucho por la distancia.

El servicio de traslado en taxi siempre ha sido gratuito y hoy en día continúa de esa forma como demostración del sentido humano de la Revolución y la salud cubana, lo que se patentiza en el esfuerzo realizado (por un país bloqueado por los gobiernos de los EU) en este caso para adquirir riñones de alta generación para prestarle  servicios de hemodiálisis.

En esta escena cotidiana expresa  la enfermera Fuentes que: “ellos son nuestra familia pues la mayor parte del tiempo se la pasan aquí y los tenemos malcriados de tanto cariño y amor que le damos”.

Esa es la otra batalla por el amor al paciente que hoy tiene lugar en un lejano territorio donde nació su obra médica, con la Revolución de Fidel Castro.

Visitantes:80

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *