Un gesto de infinito amor, asumir la celebración de las quinceañeras.

Una importante actividad está a punto de concretarse y llegar a término feliz. La celebración de unos quince colectivo acá en Chivirico Guamá, con adolescentes de diferentes escuelas de este santiaguero municipio que, dada a la baja solvencia económica de sus familias; organismos y empresas del territorio han  decidido asumir la celebración de su onomástico con el aporte voluntario y desinteresado de aquellos recursos que pudieran tributarle a ellas un grato momento en respuesta a una de las tradiciones dentro de la cultura popular cubana.

Se pone en práctica uno de los valores humanos que debe cultivarse en nuestra sociedad, la solidaridad humana que, con todo el amor del mundo, los trabajadores de cada una de las entidades que tienen la responsabilidad en atenderlas, por iniciativas propias juntan voluntades y cada quien aporta lo mejor de sí, para que las jovencitas agradezcan el gesto de por vida.

Unos asumen el maquillaje de la quinceañera, otros aportan el ovejo o el cerdo para la cena, hay quienes recogen dinero para con este fondo comprarles mudas de ropas que se ajusten a las necesidades propias de esa edad, de acuerdo a los ideales estéticos contemporáneos. Ya unos definen el fotógrafo que les regalará las fotos de quince años, se buscan los lugares más pintorescos y de mejores vistas para las instantáneas.

En fin, diez resultarán las jovencitas  que este próximo cuatro de abril, cuando se celebre un aniversario más de la Organización de Pioneros José Martí y la Unión de Jóvenes Comunistas en Guamá, reciban el estímulo espiritual que tanto solicitan las adolescentes en este periodo de la vida.

Con el único móvil, servirles con todo el amor del mundo a cambio de que sonrían y sumen sus fuerzas para que, en un futuro, poder ayudar a sus familiares y también a la sociedad que las ve crecer.

Visitantes:118

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *