Derechos: El poder de la libertad.

Por estos días, Cuba se encuentra inmersa en los preparativos de un proceso único y democrático, a tal punto que hasta trata de  sumar los cubanos que residen en el exterior.

Quizás sea esta la primera vez en que tal evento salga fuera de los marcos de los que cumplen misiones, o que  por otras causas están fuera de Cuba, pero ahora se ha extendido como nunca.

Tal movimiento lo ha provocado el Proyecto de la nueva Reforma Constitucional  de la República de Cuba, aprobado por la Asamblea Nacional del Poder Popular, que tiene como objetivo que los cubanos cuenten  con un mejor instrumento legal que regule la existencia de los hombres en vínculo con el universo en que se desenvuelven y que debe ser enriquecido por el pueblo.

Hasta Guamá, un municipio santiaguero, alejado y montañoso, ha llegado la preparación de aquellos compañeros que conducirán el proceso de consulta que se desarrollará desde el 13 de Agosto, hasta el 15 de Noviembre de este 2018,  en centros de trabajo, estructuras y barrios,  de manera que haya un aporte popular a la altura de los nuevos tiempos, y de los principios democráticos del socialismo cubano, cuyo basamento está erigido a partir del legado de nuestros próceres, en especial de José Marti y Fidel Castro.

En las Unidades de correos, estanquillos y de variadas formas se pone a  mano de los guamenses,  el documento que cuenta con todos los elementos teóricos de la constitución, como sostén de los debates y análisis, que tendrán lugar en los próximos días.

En la comunidad “El Mincin” de la capital municipal “Chivirico”,  el propio día 13 de Agosto, coincidiendo con el 92 cumpleaños del Líder Histórico de la Revolución Cubana, Fidel Castro Ruz,  tendrá lugar la reunión Piloto, (reunión inicial que sirve de modelo para el desarrollo de las otras, respetando las particularidades de cada barrio) que dará inicio en cada comunidad  al proceso de discusiones.

En las empresas y entidades, el Movimiento Obrero será el centro principal del proceso de consulta, mientras que en  los campesinos también habrá espacio para la participación de los hombres y mujeres del campo, en su justo derecho de opinar como quieren que sean las leyes de su nación, que principios deben defenderse, lo que hay que adicionar, enmendar y lo nuevo que debe incluirse.

En Guamá el proceso de consulta, y lo que en relación a él se desarrolla,  es y será una demostración de que la libertad de los cubanos, se sustenta entre otros principios,  en los genuinos derechos a una constitución adecuada  los nuevos tiempos  que vivimos.

Visitantes:109

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *