Existen los guardabosques en Guamá. Existe la vida

El 10 de abril de 1960 la naciente Revolución Cubana dirigida por un joven de origen campestre y que amaba la naturaleza, el Comandante en Jefe Fidel ,  dejó para la historia la creación del Cuerpo de Guardabosques,  y aunque desde aquella fecha hasta ahora  cambio en su forma por ser antes parte del sector agroforestal, y hoy es un de las estructuras del Ministerio del Interior, en su esencia, no ha cambiado en su noble objetivo de defender la vida del hombre y  todo el entorno y la ecología, en que vive.

Por principio:  un miembro de Cuerpo de Guardabosques, debe parecerse a lugar donde trabaja, y en Guamá,  un municipio costero y montañoso, atravesado en su espina dorsal por la Sierra Maestra, y con 157 de largo, espesa vegetación, y grandes reservas naturales, hay mucho trabajo por realizar, y vida por defender.

Trabajo por realizar porque en Guamá en sus costas abundan gran cantidad de especies en riesgo de extinción, pues no todos tienen la consciencia de cuidar el Patrimonio Natural de  animales como los quelonios y la iguana de costa, que  deben ser protegidos a un alto nivel.

Otras especies que viven en las montañas como el Venado, la Gallina de Guinea, el Gavilán, el Perro Jibaro y el Majá de Santa María, junto a la Jutía,  deben ser defendidas y en los ríos el Camarón, el Dajao y la Guabina, también cuentan con su protección, y yendo hasta el mar, peces que viven cercano a los arrecifes, como el Carajuelo, el Cajisote y crustáceos como la Cigua ,necesitan ser cuidados de la propia mano del hombre, que en ocasiones, no las protege,  como debe ser.

Vida por defender, por que el quehacer de este actual órgano, desde hace 58 se ocupa por el cuidado y preservación, no solo de la vida de los animales y aves, sino además, de la reserva forestal que en ejemplos como el Cedro, la Caoba, Baria, Majagua Azul y el Pino entre otras de las montañas, y algunas costeras, como el mangle, ocupan espacio en la labor educativo-preventiva del colectivo que dirigido desde hace más de 20 años por una mujer: Elizabet del Toro trabaja no solo con los hombres y mujeres del campo en las reuniones de las cooperativas, la comunidad o de manera particular sino también con los habitantes de las zonas urbanas, que junto al resto de los guamenses puede estar expuesta a un incendio forestal o Rural.

Relacionado a este último aspecto. En Cada Consejo Popular el guardabosque que atiende el área, exige  en especial desde el 30 de septiembre de cada año a hasta el 31 de mayo del siguiente en que se desarrolla la Jornada Nacional contra los incendios forestales y rurales, que se cumpla por la población principalmente los propietarios de tierras o usufructuarios con todas las medida y orientaciones de una etapa donde se regulan los permisos para el uso adecuado y organizado del fuego.

Mucho tiene que hacer y hace el  Cuerpo de guardabosques de Guamá, que hoy insertado en la tarea Vida, una Estrategia de Comunicación encaminada a dar a conocer los principales lemas y consignas que defienden la vida del hombre en el planeta Chiquito que es Guamá, y la tarea cotidiana de concientizar a todos de que esa vida del hombre depende del cuidado de entorno, demuestra que es parte del pueblo cubano , y que sobre todo, existe desde hace 58 años,   por que es parte, del propio pueblo cubano.

Visitantes:147

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *