Infancia cubana: un eterno amanecer feliz

Una sonrisa en el rostro de cada pequeño y pequeña del Círculo Infantil Sueños de Celia, enclavado en el Consejo Popular de Chivirico en Guamá, fue el denominador común en la celebración por el Día Mundial de la Infancia.

El 1ro de junio, marca en el calendario la fecha escogida por la Organización Naciones Unidas, para congratular a los más chicos de todo el orbe. Sobrados motivos tiene este territorio, así como todo el país, para agasajarlos en una jornada de marcada significación.

Poesías, canciones y performances protagonizados por los propios infantes, amenizaron las propuestas culturales y recreativas del centro. Fue momento también para que las “seños”, haciendo gala de su capacidades histriónicas, se desdoblaran y dieran vida a los personajes animados y de la literatura, preferidos por sus pequeños.

Sueños de Celia, como el resto de los Círculos Infantiles a lo largo y ancho de la Isla, es fruto de nuestra Revolución, una obra inédita de Vilma Espín y Fidel Castro, que garantiza el cuidado y aprendizaje de los hijos de madres trabajadoras. La institución, fundada hace cuatro años, hoy cuenta con una matrícula de ciento sesenta niños, con edades comprendidas entre uno y cinco años.

Visitantes:88

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *