La libertad garantizada de la Prensa Cubana

Hoy es el Día Mundial de la Libertad de Prensa. Cada año, el 3 de mayo es una fecha en la que se celebran los principios fundamentales de la libertad de prensa. Esta fecha brinda la oportunidad de evaluar la libertad de prensa a nivel mundial, de defender los medios de comunicación de los ataques sobre su independencia, así como de rendir homenaje a los periodistas que han perdido sus vidas en el desempeño de su profesión.

Con frecuencia los enemigos de la revolución atacan a Cuba con el criterio de que no existe libertad de prensa en Cuba. También se habla de la censura.

Muchas dificultades encuentran los periodistas cubano en su trabajo, y en especial ahora en que la nación vive momentos difíciles, cuando muchos se ablandan o traicionan, se pierden valores y no todos los que dirigen una empresa o entidad  aceptan la crítica de igual manera, como debe ser, para que ante ella, las cosas se resuelvan o cambien a favor del desarrollo.

Lejos de lo que algunos piensan o dicen, sí existe en el municipio santiaguero de Guamá, como en toda Cuba,  libertad de prensa, aun cuando haya algunos que no sean abierto a la información por  las dificultades generadas por el férreo bloqueo de los EU contra Cuba, la Crisis Económica mundial y por falta de iniciativas para enfrenar las dificultades en el seno de algunos colectivos y cumplir su labor individual,  y sobre todo, si el periodista puede publicar sus trabajo.

La sociedad y en especial los cuadros  y dirigentes conocen que la prensa es un instrumento de la revolución con los soportes de la verdad, la justicia, la y crítica constructiva, en busca del cambio o la solución de los problemas

Nadie puede utilizar la prensa con fines particulares en Cuba  de ocultar el mal trabajo y las deficiencias y  tampoco que ella publique los problemas que comprometan a un colectivo y que deben ser resueltos.

Está claro que la prensa es una fortaleza del Partido Comunista de Cuba (PCC) como órgano rector de la Sociedad Cubana y el gobierno para provocar los cambios en aquellos que se rezagan. 

Hoy la máxima dirección del país en las figuras del Primer Secretario del PCC Miguel Mario  Díaz-Canel Bermúdez y el Primer Ministro Manuel Marrero Cruz,  hacen profundas críticas  a los problemas que afectan al país, y hablan del papel de la prensa en reconocer las fortalezas y los valores de la gente, los sistemas y las estructuras, pero también el deber de enjuiciar lo que no se haga bien, y poner en punto de solución, lo que deba cambiar para el desarrollo del país.

La prensa en Cuba tiene libertad de sacar a la luz los problemas y señalar las posibles soluciones, también el deber de informar, reconocer las fortalezas del pueblo, los mejores ejemplos y potenciar los valores en que la historia ha forjado toda una nación.

En 1875, con solo 23 años. Un periodista de gran alcance y justicia expresó: “Tiene la prensa altísimas misiones; es la una explicar en la paz, y en la lucha fortalecer y aconsejar; es la otra hacer estudio de las graves necesidades del país, fundar sus mejoras, facilitar así la obra a la administración que rige.”

Ese Joven fue José Martí, Héroe Nacional de Cuba y artífice de su independencia y a esas palabras, la Prensa Cubana,  al servicio del  Socialismo, la Revolución, siempre seguirá rindiendo culto, para ser fiel  ejemplo permanente de la verdad,  como lo  inculcó por Fidel.

Los periodistas cubanos, cumplirán siempre con ese deber.

Visitantes:195

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *